martes, 13 de septiembre de 2011

Reviews: True Blood 4, Season Finale.




Ya han pasado cuatro años desde que conocimos a Sookie Stackhouse y a todos sus compinches de Bon Temps, y si de algo estamos seguros, es que, como dice la canción de apertura de la serie, les encanta hacer cosas malas, romper los límites. Es así, que los provocativos y desprejuiciados personajes creados por la pluma de la escritora Charlaine Harris y encarnados en la pantalla chica según Allan Ball cierran un nuevo capítulo en la historia de True Blood. La cuarta temporada de la exitosa serie de HBO bajó el telón, veamos que nos dejó.


  Repasemos. Vimos la convivencia de humanos y vampiros. Los desastres de una ménade. La entrada de los hombres lobo y la revolución/caída de la corona vampirica. El 4 nos dice… ¡Brujas! Basada en la cuarta novela de la saga “The Southern Vampire Mysteries: Dead to the world (Muerto para el mundo) la nueva temporada giró en torno a la aparición de Marnie (La brillante Fiona Shaw) una aprendiz de bruja que convirtió sus conjuros amateurs en una guerra personal contra los vampiros. Como todos los apartados anteriores la temporada contó con 12 episodios donde los personajes de siempre, los regulares y algunos nuevos salpicaron sangre a gusto y piacere. 


Marnie. El fantasma, la bruja y el ropero.



 Ya conocemos el ritmo de True Blood. Cada temporada vemos a Sookie (Anna Paquin) lidiando con todos los freaks de su pueblito y los alrededores. Primero lo primero, la fórmula del triangulo amoroso además de ser trillada, no va a ningún lado. Habiendo dicho eso, el desarrollo de los episodios permite que el espectador vaya atando cabos de las tres temporadas antecesoras, mediante flashbacks bien utilizados, los personajes van creciendo, otros se estancan y algunos brillan como siempre. El mayor merito de True Blood es jugar con la incertidumbre, no es para nada predecible y eso la hace atrapante. Ni Sookie, ni Bill (Stephen Moyer) ni Sam (Sam Trammell) ni ninguno de los abundantes personajes se muestra igual ante el inicio de cada temporada, mutan, o dicho de otra manera, se buscan nuevos problemas en una metáfora eterna del héroe y la doncella en apuros.


 Quizá la cuarta temporada sea recordada por el romance que muchos esperaban, Sookie y Eric (Alexander Skarsgård). Personalmente, la pérdida de memoria del rubio me pareció algo digno de las novelas de Thalia, pero como dije, el sustento de la serie es la creación de nuevos problemas por ende fue necesario echar unas leñas al fuego del triangulo Bill-Sookie-Eric. Las escenas de Marnie fueron de lo mejor de la temporada, vasta expresividad de Fiona Shaw, la ex tía de Harry Potter, que comprobó que magia y deliro van, y muy bien. Finalmente, luego de 4 capítulos, encontré mi personaje preferido. Sí señor, mi corazón se fue con Kristin Bauer Van Straten y su ácida, fiel, imponente Pam.


  Ya fue oficializada la producción de una quinta temporada para el verano yanqui. Junio 2012. Adaptación del quinto libro de la saga “The Southern Vampire Mysteries: Dead as Doomail (Más muerto que nunca).


     


Lo que la 4ta temporada nos dejó

Mejor personaje: Marnie (Fiona Shaw)

Mejor episodio: 4x07 Cold grey light of dawn (La fría y gris luz de aurora)

Mejor escena: La guerra en el cementerio del 4x08 Spellbound (Hechizado)

Mejor escena de sexo: Jason (Ryan Kwanten) y Jessica (Deborah Ann Woll) en la camioneta con música de Taylor Swift en 4x09 Let’s get out of here (Salgamos de aquí)

Mejor momento WTF: Pam (Kristin Bauer Van Straten) lanzando una bazooka contra la tienda de Marnie en el 4x11 Soul of fire (Alma de fuego)



3 comentarios:

Anónimo dijo...

Q buen resumen gabi, muy buena temporada, y a pleno el desarrollo sensual de jess en la 5ta (eso espero)momento gracioso cuando la rubia amiga de pam se sube al cajon jajajajaaj, o cundo le dicen hay una bruja q sale a los gritos aja
Fede

Pabela dijo...

La escena que describe Fede de Ginger sobre el cajón de Pam la rescaté justamente como la más hilarante de la tira jajajaja es mortal.
En líneas generales por esto de el triángulo (no tan triángulo en esta temporada)- pérdida de memoria- historias secundarias un tanto flojas- no me gustó tanto como otras. Pero bueno es True Blood y siempre la esperaré con ansias. Confío que si vuelve Russel repuntará mucho la 5ta temporada.
Me encantó conocer tu blog Gabi! Abrazos.
Y aguante Pam la amo también!!!!!!

Gabo dijo...

Los fans de True Blood sean unidos! Si, coincido en que hubo mucha historia de relleno en esta temporada, pero aún tiene su encanto. Y yo soy más de los clásicos, de los que prefieren el amor Sookie-Bill, pero allá ella con sus decisiones jaja!

Con Fede siempre resaltamos las escenas de Pam y Ginger porque son muy graciosas, la del cajón y otra cuando llega Jesús y dice que es un brujo jajaja!

Abrazo, nos estamos leyendo Pabela!